La Zona Franca de Barcelona, pionera en acoger una estación de suministro de hidrógeno

Rosa Alarcón, presidenta de TMB, y Pere Navarro, delegado especial del Estado de CZFB, en la firma del acuerdo para la construcción de la estación de suministro de hidrógeno

Rosa Alarcón, presidenta de TMB, y Pere Navarro, delegado especial del Estado de CZFB, en la firma del acuerdo para la construcción de la estación de suministro de hidrógeno

La Zona Franca de Barcelona avanza en su camino hacia la sostenibilidad. El Consorci de la Zona Franca de Barcelona (CZFB) y Transports Metropolitans de Barcelona (TMB) han firmado un acuerdo para promover una estación de suministro de hidrógeno que dará servicio a flotas de vehículos eléctricos de transporte de viajeros y mercancías en el área de Barcelona. 

El convenio, firmado por Pere Navarro, delegado especial del Estado de CZFB, y Rosa Alarcón, presidenta de TMB, establece la cesión de una parcela del polígono industrial de 5.000 m2, ubicada en el número 45-47 de la calle D, donde se construirá una planta de producción, almacenamiento y carga de hidrógeno que utilizarán los autobuses de TMB de esta tecnología y potencialmente también otras flotas. 

En un futuro, esta planta también servirá para las necesidades de movilidad de las industrias del polígono, así como de los ciudadanos catalanes que lo adopten como solución energética alternativa. 

El hidrógeno es un vector energético que está llamado a tener un papel preponderante en el transporte, almacenamiento y conversión instantánea en una energía útil. El uso del hidrógeno en el transporte es posible gracias a los pasos que se han dado en el desarrollo de las pilas de combustible

Incorporadas en un vehículo, la electrólisis inversa que se genera en la pila de combustible origina que se produzca una reacción química entre el hidrógeno que proviene de uno o varios depósitos situados en el vehículo, y del oxígeno que se capta del aire ambiental. De esta reacción sale energía eléctrica generada, que se expulsa en forma de vapor por el tubo de escape. 

A día de hoy no existe en España ninguna estación pública de suministro de hidrógeno vehícular y, por este motivo, no existen vehículos de esta tecnología. La planta de Barcelona será la primera

Una vez concretado el destino de la parcela, TMB buscará por concurso un suministrador que instale un punto de abastecimiento de hidrógeno abierto al público, si bien el objetivo principal es abastecer los autobuses de la compañía de transportes. El contrato de arrendamiento de esta parcela tendrá una duración inicial de 10 años y será objeto de sucesivas prórrogas de 5 años hasta un máximo de 40 años de duración total. 

Más noticias de Logística:

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Suscripción boletín

Formulario de suscripción al boletín diario.