Ventas globales de 15.935 millones de euros, un 2,8 % al alza y un ebitda de 1.054 millones, un 7,4 % más.

Beneficio de 202 millones de euros, disparado en un 24,9% sobre el ejercicio anterior y cuarto año consecutivo en positivo

Primer empleador privado en España, con 92.078 empleados directos al cierre del ejercicio

(Por Alicia Davara)

El Corte Inglés mejora de forma sustancial. Aprobado con nota en febrero, fecha de cierre de su último ejercicio. Le quedan deberes, mucho estudio y varios cursos de trabajo por delante. Venta de activos y redución de deuda, internacionalización y omnicanalidad, son los más urgentes. La salida a Bolsa, dicen, tendrá que esperar.

El Grupo El Corte Inglés ha dado a conocer las cuentas de su ejercicio 2017 (concluido el 28 de febrero de 2018). Lo ha hecho, por primera vez en su historia, antes de su ya clásica Junta de Accionistas del último domingo de agosto.

Ventas globales de 15.935 millones de euros, un 2,8 % al alza y un ebitda de 1.054 millones, un 7,4 % más. Con un beneficio de 202 millones de euros, disparado en un 24,9% sobre el ejercicio anterior y cuarto año consecutivo en positivo y manteniéndose como el primer empleador privado en España, con 92.078 empleados directos al cierre del ejercicio.

BASES ASENTADAS

presidente-consejero-delegado-mini-1180x535

Son cuentas de recuperación, cuentas para el optimismo con el nuevo equipo gestor.

Al menos un trimestre del ejercicio, el último (de noviembre a febrero) corresponden ya a la gestión de Jesús Nuño de la Rosa, actual presidente y Víctor del Pozo, consejero delegado.

“Las bases está asentadas” dicen en el Grupo que consideran estos resultados como “magníficos”. Ahora queda “que el grupo vuelva a sus mejores tiempos y a vivir una nueva etapa dorada” que para algo son la tercera cadena de grandes almacenes del mundo y “el único distribuidor” que logra “plantar cara a los gigantes competidores online”, Amazon o Alibaba.

DEBERES PARA NOTABLE

Quedan ahora los deberes. Los primeros, adelgazar con la venta de activos, sal deudas, pasan examen en septiembre. El curso siguiente, el foco está en los nuevos objetivos. En el frente interno, recuperar imagen y posicionamiento como escaparate para las marcas, propias o de empresas líderes.

De puertas para fuera, la internacionalización, que no fue en su día y hoy es una apuesta firme para el nuevo equipo gestor. Salir, con sus propias cadenas, con el ejemplo de Sfera, solos o en compañía de otros, bien sea de forma independiente, bien por la vía de las alianzas con operadores extranjeros. Y un tercer pilar, que se funde con los dos anteriores, está en su ya iniciada omnicanalidad y transformación digital.

El primer examen, y urgente, será la recuperación de asignaturas pendientes hace tiempo, como es la reducción de la deuda.  Una deuda que ni los excelentes beneficios del ejercicio presentado ahora ha conseguido evitar, como tampoco lo ha hecho con la entrada en mayor parte del capital , del inversor catarí Sheikh Hamad bin Jassim bin Jaber al Thani,  desde el 12 de julio, fecha fijada cuando concedió al grupo un préstamo de 1.000 millones de euros, para ejercer su derecho o bien a cobrar los intereses del préstamo en efectivo (225 millones) o en títulos de la empresa hasta el 10 %, que podrían ampliarse en 2,25% adicional.

Convertido ya en el segundo accionista de El Corte Inglés, el empresario, conocido como HBJ, pasa a tener más de un 12% del capital, solo por detrás de la Fundación Ramón Areces (37, 39%) y de Cartera de Valores IASA ((Isidoro Álvarez SA, tenedora de acciones del presidente fallecido, con el 22% y el control de las hermanas Marta y Cristina Álvarez que heredaron el 69% de esta firma, mientras que los dos hermanos de Isidoro y su sobrino Dimas Gimeno mantienen una posición minoritaria entre los tres)

Marta y Cristina Álvarez Guil, además del control de IASA, tienen una participación del 37% en la Fundación Ramón Areces, principal accionista de El Corte Inglés, lo que les otorga en conjunto la gestión del 50% de la compañía. Un control que les permitió la mayoría de los votos en la última junta extraordinaria para desalojar a Dimas Gimeno de la presidencia y sustituirle por Nuño de la Rosa.

VENTA DE ACTIVOS

La venta de activos es una dura pero obligada tarea que el grupo debe de hacer con urgencia. Con la vista puesta en conseguir hasta 300 millones de euros antes del lanzamiento en otoño de una emisión de bonos que le permita de forma conjunta amortizar el crédito puente suscrito a principios de este año con Banco Santander, Goldman Sachs y Bank of America Merrill Lynch. En paralelo, liquidar los pagarés suscritos con empleados y ex-empleados con los que la empresa conseguía liquidez a cambio de ofrecerles un interés más alto que las entidades financieras.

La omnicanalidad y transformación digital,el último pilar y parte de los deberes a largo plazo. Iniciado el camino hace varios ejercicios, aún en lo peor de la pasada crisis, se ha llevado en el ejercicio 2017-2018 buena parte de los 425 millones de euros invertidos en el global del Grupo. El saldo, para su canal ecommerce es de un 32 % más pedidos online y un incremento de ventas en el canal de un 26 %.

En medio, las polémicas y luchas internas que acabaron con la presidencia de Dimas Gimeno en el pasado mes de junio y la demanda de este de impugnación del acta del consejo en el que se aprobó su destitución. La vista, se aplaza hasta septiembre.
LÍNEAS DE NEGOCIO

Por áreas de negocio, el ejercicio 2017-2018 de El Corte Ingles, tuvo un comportamiento positivo casi homogéneo, salvo su división de Seguros y la cadena de Bricolaje Bricor.

Grandes almacenes. La principal línea de actividad y el aporte mayor a las cuentas del grupo. Con una cifra de negocio cercana a los 11.400 millones de euros (+3,2%) y un ebitda creciente en un +6 %, hasta los 815,2 millones (+6%) El ejercicio estuvo beneficiado por la fusión por absorción de El Corte Inglés, S.A., de la división de hipermercados, Hipercor.

Viajes. Segunda división en cifras para el Grupo, más importante, con una cifra de negocio de 2.533 millones de euros (+5,7%) y un ebitda de 54,1 millones de euros (+2,3%).

Supercor y Supercor Exprés, sus dos líneas de actuación en el canal supermercados y unas ventas de 641,75 millones de euros (+4,6%) con un ebitda de 33 millones de euros (+20%). Positivo sería en el ejercicio el acuerdo firmado con Repsol, creando la mayor red de tiendas de proximidad en España y que le convierte en el segundo operador en número de tiendas en el mercado nacional, con una proyección de 3.500 estaciones de servicio.

Sfera. La cadena de moda tuvo unas ventas de 270,9 millones de euros (+9,4%) . Buque insignia de la internacionalización del grupo, está presente en 16 países como Filipinas, Suiza, Perú o Arabia Saudí, destacando el buen comportamiento en México, donde cuenta con 45 tiendas y crece tanto en ventas como en rentabilidad.

Informática El Corte Inglés, con un crecimiento de un 2,8 % hasta los 667,4 millones de euros. En cuanto a Óptica 2000, alcanzó una cifra de negocio de 82,8 millones de euros (+1,4%)

En el lado negativo, el área de Seguros. Con ingresos en caída de hasta un 40 % hasta los 165,1 millones, a pesar de haber superado, por primera vez en su historia, la cifra de 600.000 nuevas pólizas emitidas en un año.

Bricor. Punto igual de negativo que el anterior, fue la actividad de su cadena de bricolaje, con ventas que descendieron un 23 % hasta los 85,24 millones (-23%) y un ebitda negativo en 8,93 millones de euros.

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •