El boicot asiático sigue. H&M cierra tiendas en China

JD.com, Taobao, Tmall y Pinduoduo eliminan la cadena sueca de sus plataformas de comercio eléctronico.

La firma textil H&M está cerrando tiendas en China ante la reacción violenta y de bloqueo recibida en los últimos días, debido a que la cadena anunciara, recientemente, la suspensión del uso del algodón de Xinjiang por el supuesto “trabajo forzoso” en la región, una de las mayores plantas de producción de algodón en el mundo. 

El grupo sueco indicaba en un comunicado que “82 compañías chinas y extranjeras se beneficiaban de ello”, declarando “estar en contra“, independientemente del país o la región. Este movimiento de la cadena sueca provocaba que grandes plataformas de comercio electrónico eliminaran de sus marketplace la firma textil, entre ellos, JD.com, Taobao, Tmall y Pinduoduo.

Ante las diferentes reacciones, la marca ha decidido cerrar unos seis establecimiento, ubicados en Urumqi, Yinchuan, Changchun y Lianyungang, según fuentes consultadas en Charged Retail. Junto a este cierre, también se ha procedido a eliminar imágenes de la marca en soportes publicitarios de exterior (mupis, etc.).

Adidas, Burberry, Nike… la lista sigue

Junto a H&M, otras marcas internacionales, Nike, Adidas, Burberry, entre otras, también se enfrentaron a bloqueos en el país, al afirmar su preocupación por los trabajos forzosos indicados por la firma sueca. Hecho que sucedió poco después de que Reino Unido, la Unión Europea, Estados Unidos y Canadá votaran a favor de imponer sanciones a China por el trabajo forzoso, la esterilización masiva a mujeres y otra serie de abusos a los derechos humanos contra musulmanes uigures en Xinjiang. Se estima que la lista de compañías internacionales seguirá creciendo en contra de los abusos y condiciones de los trabajadores en la región de China, como Hugo Boss, que aún “no ha dejado clara su posición”.

Desde China indican que cualquier marca que haya dejado de usar algodón en la región o se haya pronunciado en contra de ello ha sido acusada de difundir “informaciones falsas y mentiras” sobre el país asiático.