C&A desnuda sus escaparates por el cambio climático

La compañía ha desvestido a sus maniquíes y los ha puesto de espaldas al público. El objetivo, concienciar sobre el impacto del cambio climático.

C&A ha puesto en marcha una campaña para concienciar al público sobre el impacto que tiene el cambio climático. Como parte de esta iniciativa, la empresa ha desnudado a sus maniquíes y los ha puesto de espaldas en los escaparates.

Bajo el lema “No des la espalda al cambio climático”, la compañía llevará a cabo la campaña desde el 28 de enero, el día mundial por la reducción de las emisiones de CO2, y el 31 del mismo mes.

Los principales protagonistas de esta campaña serán los maniquíes que durante esos días lucirán sin ropa y posarán de espaldas para captar la atención del público sobre la necesidad de que sean parte de la solución para proteger el planeta apostando por alternativas sostenibles y amigables con el medioambiente.

El mensaje de la iniciativa estará presente en los escaparates de algunas tiendas seleccionadas en Madrid, A Coruña, Zaragoza, Barcelona, Valencia, Sevilla y Málaga.

Las localidades de las tiendas en las que se pondrá en marcha esta acción son  Valencia (Centro Comercial Nuevo Centro), Sevilla (Calle Tetuán), y Málaga (Centro Comercial La Rosaleda), en Andalucía. También en Madrid (La Vaguada y Leganés), La Coruña, Zaragoza (Avenida Independencia), Barcelona (Calle Pelayo).

“Con esta campaña pretendemos concienciar sobre la necesidad de cambiar nuestra mentalidad y actuar pronto para frenar el cambio climático”, ha explicado Domingos Esteves, director general de la compañía para España y Portugal.

Un camino hacia la sostenibilidad

Desde 2020, todas las tiendas de C&A en ambos países de la Península son neutras en carbono. Como parte de su plan de sostenibilidad, además, la empresa planea reducir un 30% las emisiones de gases de efecto invernadero hasta 2030, tanto en la cadena de producción como en las fábricas y establecimientos de la compañía.

Asimismo, C&A se ha marcado como objetivo mejorar la eficiencia de sus procesos utilizando energía que provenga de fuentes renovables. Para 2025, la compañía quiere que toda la energía que emplea sea 100% renovable.