Makro solicita la apertura temporal de sus centros al consumidor final

Esta medida ya ha presentada y aprobada en Portugal, Austria o Países Bajos

Esta petición de Makro a las autoridades ya ha sido aprobada en Portugal, Austria y Países Bajos.

La empresa de distribución del sector hostelero, Makro, ha solicitado al Gobierno la apertura temporal y de manera excepcional de sus establecimientos al consumidor final para garantizar el abastecimiento a la sociedad con sus productos de alimentación.

Esta medida ya ha presentada y aprobada en Portugal, Austria y Países Bajos, donde la enseña ya tiene abiertos sus espacios a los clientes.

En nuestro país, la entidad cuenta con 37 centros distribuidos por todo el territorio nacional, que venden principalmente a profesionales del sector de la hostelería, que es un segmento actualmente gravemente afectado por la crisis del COVID-19. La empresa señala que sus establecimientos son amplios y garantizan seguridad al aforo, así como también reducción en el tiempo de espera y de las colas.

Por ello, Makro pide a las autoridades españoles la apertura de sus establecimientos para abastecer al consumidor, garantizando menos salidas a la calle porque sus packs son formatos de mayor tamaño, adaptada para profesionales. Además, esta medida podría reforzar el apoyo a la cadena alimentaria y a los pequeños comercios y agricultores, uno de los perjudicados por el cierre de bares y restaurantes.

La empresa, filial española del grupo alemán Metro, cuenta con más de 900.000 clientes y ofrece al sector hostelero más de 42.000 productos, soluciones y servicios. En el año fiscal 2018/2019, Makro obtuvo unas ventas consolidadas de 1.256 millones de euros.

Spread the love
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Suscripción boletín

Formulario de suscripción al boletín diario.