MANZANING, COMERCIO LOCAL CONECTADO

Los comercios locales ya disponen de una alternativa para digitalizar sus ventas y ganar competitividad frente a las grandes superficies, Manzaning.

Manzaning-app

Manzaning hace posible el contacto de los consumidores con los pequeños comercios locales de su zona, y efectuar la compra contando con la garantía de calidad y confianza de la tienda de toda la vida.

Manzaning acaba de asentarse en Barcelona, dónde ya opera con más de 500 establecimientos de alimentación, farmacias, floristerías, ferreterías o tintorerias, además de colaborar con tiendas de referencia de la ciudad como La Garriga, Farga, Lafuente, Camarasa, Casa Piera o Boldú.

La roda de financiación cerró con 150.000 euros provenientes de inversores particulares, quiénes decidieron invertir en un proyecto creado para la defensa del pequeño comercio local, dándole el valor competitivo digital.

La innovadora aplicación, está disponible en App Store y Google Play, y tras efectuar la descarga, el uso de la misma es sencillo y intuitivo, para todos los públicos. El usuario elige la o las categorías de productos, busca su tienda de confianza y a través de chat o llamada contacta con el tendero.

Las compras se efectúan a través de la aplicación, mediante una pasarela de pago segura y fiable, y el envío del pedido oscila entre los 4,50 euros (urgente), y los 2 euros (a lo largo del día). Para la entrega de los productos, Manzaning ha optado por un modelo logístico externalizado. Sus proveedores son expertos en última milla a presencia nacional, Paack y Shargo.

“En Manzaning la venta es más humana y por medio del diálogo directo se establece una relación personal de confianza que ofrece como resultado una gran calidad del servicio” señala Eva Tomás, CEO y fundadora de la aplicación.

Este proyecto nació en el start up desk de Osborne & Clarke, y tiene como consultores a los fundadores de Emakers, que ofrecen asesoramiento a nivel operacional.  Además, también ha contado con el impulso de Ogilvy Upcelerator, la aceleradora de startups creada en 2015 por Jordi Urbea y el emprendedor en serie Diego Fernández.