ZIMMERMANN

El grupo Adeo,  que opera en españa con marcas como Leroy Merlin, Aki y Bricoman, se encuentra en proceso de reestructuración. Primero, cambios en la cúpula que vendrán acompañados de un replanteamiento de su modelo comercial con búsqueda de sinergias entre sus enseñas.

La nueva cúpula directiva de ADEO, a propuesta del nuevo director general  Philippe Zimmermann, quién sustituyera hace meses a Damien Deleplanque, al frente de la matriz de Leroy Merlin desde 1993, incorpora a dos ejecutivos de la filial ibérica.

Así, Carlos Malo, hasta ahora director general de compras de la filial y responsable del negocio en la zona de levante, será  el nuevo director Industrial del grupo.  En paralelo, la multinacional incorpora en su sede central en Francia  a Nuno Filipe, hasta ahora director de Recursos Humanos de Leroy Merlin España, que pasa a asumir la secretaría general de Adeo y cuyas funciones consistirán en agilizar y canalizar la estrategia global de la compañía.

A partir de aquí, los cambios en su modelo comercial  pasan por una organización  temática,  según la oferta vaya dirigida  a profesionales de la construcción, a particulares o a la decoración y artículos del hogar. En esta última, el Grupo opera en Francia con dos marcas más que no están en España (Alice Délice y Zôido).

En España, según ha comunicado el grupo ADEO, ese objetivo se trasladará a las marcas Leroy Merlin y Aki que van a integrarse en procesos como la cadena de suministro y logística, gestión de proveedores, colecciones de productos o sistemas. El grupo no se plantea  unificar las distintas enseñas que continuarán operando de forma independiente.

Adeo opera 34 empresas  en 12 países, cerró su ejercicio 2016 con unas ventas de 19.100 millones de euros. En España cuenta con 68 establecimientos Leroy Merlin que facturó 1.931 millones de euros en 2016,  a los que hay que sumar 45 tiendas Aki y 18 Bricoman.