008098_620

El anuncio realizado hoy por el Grupo Metro de independizar sus divisiones especializadas en dos ha llegado de sorpresa al retail europeo. El líder alemán planea escindir y dar autonomía y gestión propia a sus negocios food por un lado (Metro, Makro y supermercados) y a los de electrónica de consumo, donde Mediamarkt es la mayor protagonista.

 Metro AG ha manifestado su intención de crear dos compañías independientes y de gestión propias, centradas en los dos sectores en los que opera, alimentación y electrónica de consumo.  El grupo cree que sociedades independientes, con administración y gestión propia, así como marca y enseña individual, simplificaría las estructuras actuales, aumentaría la orientación al cliente y aceleraría el crecimiento.

La escisión, que se llevaría a cabo a través de un spin-off de Metro Cash and Carry, Real y otras empresas de servicios de Metro AG, se espera pueda estar implementada antes de un año. Permitía a cada una de las sociedades crecer de forma independiente y cuantificar sus estrategias, incluyendo de asociación y de fusión, ha dicho Olaf Koch, CEO de Metro Group al hacer pública la noticia.

El grupo Metro, cuenta con más de 2.000 tiendas  en Europa, Asia y África entre el negocio mayorista (cash Makro en España) , los supermercados Real  y las tiendas de electrónica de consumo que operan bajo las enseñas Saturn y Media Markt, después de vender en fecha reciente los grandes almacenes Kaufhof a la compañía canadiense Hudson Bay.

La independencia de las actuales divisiones podrían abrir la puerta a futuras fusiones. Y también proteger su negocio de electrónica de consumo en el que la compañía cuenta con el 80 % ( a través de sus tres principales  accionistas) estando el resto en manos del fundador y multimillonario alemán  Erich Kellerhalls quién lleva años enfrentado a los equipos gestores por las decisiones en el día a día y en la estrategia a largo plazo.