El buen hacer de la tecnología nos sitúa frente a un número desproporcionado de datos, lo que se ha llamado Big Data, caracterizado por su volumen, su velocidad y su diversidad. Se trata de un arma poderosa para tomar decisiones y desafiar los retos a los que nos enfrentamos en nuestro día a día.

Sin embargo, el reto es ordenar estos datos no estructurados en una buena herramienta de gestión. Sólo a través de esta organización de los datos se puede lograr un buen análisis para garantizar tomar las decisiones correctas en tiempo real. Con una correcta interpretación de los datos, aparecen nuevas ideas, y lo que es más importante, el valor para ponerlas en práctica.

En el caso de los comercios, el análisis aislado de las ventas puede alcanzar conclusiones erróneas para el negocio. Para vender eficazmente en el punto de venta y aprovechar al máximo su potencial es fundamental conocer el comportamiento de los flujos de clientes, analizando por dónde se mueven, qué escaparates miran, en qué tiendas entran, qué tiempo permanecen, qué secciones visitan y a qué horas, cuántos compran y cuántos se van sin comprar.

En un contexto en que el comercio electrónico se ha democratizado para la mayoría de los retailers con tiendas físicas, es esencial combinar los datos del análisis del comportamiento de los clientes OFF line, y también los que están en frente de la pantalla del ordenador. De otro modo, no es posible tener una visión de negocio de 360 grados.

Así, trasladando las métricas del mundo online al mundo físico, nos encontramos que los indicadores de desarrollo de las tiendas online y off line son equiparables en términos de gestión: la cantidad de clientes que entran en la tienda y el tiempo que pasan en ella, los que compran y los que se van sin comprar, las zonas calientes o más visitadas, los ratios de atracción y de conversión, etc.

Y así también podemos saber, a día de hoy, gracias a estos millones de datos recopilados por más de 10.000 sensores instalados en tiendas de toda España, que, por ejemplo, el 35% de los clientes que entran en una tienda situada en una calle comercial de Madrid o de Barcelona, van a acabar comprando. O que por cada peatón con intención de compra que se pasea por las calles comerciales de Madrid, hay dos que se pasean por Barcelona… y muchos más datos interesantes.

En Madrid Retail Congress, Alvaro Angulo Lafora y Marta Fernández Melgarejo, CEO y
Directora de Marketing respectivamente de TC Group Solutions, presentarán el 1er estudio BIG DATA sobre el Comportamiento del Consumidor.

Un estudio sobre el comportamiento del consumidor en las calles comerciales a lo largo de 2015, que da  a conocer valores medios de tráfico peatonal y otros indicadores como el coste por cliente potencial, el ratio de atracción y el ratio de conversión, para calcular la rentabilidad en calles y en locales comerciales concretos. Por último, el estudio ha destinado también un capítulo específico al análisis del comportamiento del consumidor para el sector moda.

Fecha y hora: Madrid Retail Congress 2016, 29 de septiembre, de 16:30hs a 17:00hs, sala 3. Al final de la presentación se entregará a todos los asistentes una copia impresa del informe.