LA GAFERIA

Las ventas de productos ópticos crecieron un 4,5 % en el año 2016. Una tendencia alcista que genera un mercado en España y Portugal de 895 millones de euros, un 4,2% más que en 2015 para un total de 80 empresas. De esta cifra, más de la mitad está concentrada en cinco operadores.

El estudio sobre el sector elaborado por  DBK  apunta una cifra para el mercado español que se incrementó hasta los 720 millones de euros (+4,3%), mientras que el aumento en Portugal se situó en torno al 3,5%, lo que dio como resultado la cifra de 175 millones.

Las previsiones para este año 2017 hablan de un mantenimiento de la tendencia alcista, aunque con un crecimiento más moderado, con tasas de variación de alrededor del 3,5% en España y del 3% en Portugal.

Por segmento, el de lentes oftálmicas se mantiene como el de mayor importancia, con una participación sobre las ventas totales en el conjunto del mercado ibérico del 36% en 2015, figurando a continuación las monturas, con el 25%, las lentes de contacto (21%) y las gafas de sol (19%).

La creciente concentración de la oferta en el canal de distribución, que está originando un aumento del poder de negociación de los grupos de compra y las cadenas de ópticas frente a sus proveedores, junto con la proliferación en el mercado de imitaciones de productos originales, en particular en el segmento de monturas y gafas de sol, constituyen amenazas para el sector.

El número de empresas fabricantes e importadoras de productos ópticos con actividad en el mercado ibérico se sitúa en torno a 80, las cuales generan globalmente un volumen de empleo de unos 3.400 trabajadores. De este modo, el número medio de empleados por empresa se sitúa en algo más de 40, siendo mayor en España que en Portugal.

Se observa una notable concentración geográfica de la oferta en ambos países. Así, en España alrededor de las tres cuartas partes de las empresas están ubicadas en las comunidades de Cataluña y Madrid, mientras que en Portugal destaca la zona de Lisboa.

La cuota de mercado conjunta de los cinco primeros operadores supera, tanto en España como en Portugal, el 50%, elevándose por encima del 70% al considerar a los diez mayores.